Hablamos de un accesorio muy útil para garajes de grandes dimensiones donde deseamos llevar objetos que deben ser fijados como bicicletas o motos por ejemplo. La instalación de raíles de sujeción es un proceso relativamente rápido que no requiere pasar examen de la Inspección Técnica de Vehículos (ITV) ya que no se considera reforma de importancia. A continuación profundizamos en cómo es un instalación paso a paso.

Instalación finalizada: raíles y argollas de sujeción.

Materiales

  • Dos barras/raíles que colocaremos en ambos lados del garaje con sus correspondientes tornillos.
  • Argollas de sujeción.
  • Taladro.

Proceso

  1. Bricolaje
    Elementos de unión de las argollas para su correcta fijación.

    Tomar medidas para situar los puntos donde realizaremos el taladro para instalar los tornillos que fijarán ambos raíles.

  2. Realizar dichos taladros. Es muy práctico usar un taladro que fije cada tornillo de forma simultánea (taladra y atornilla a la vez).
  3. Fijar los raíles.
  4. Unir los elementos de las argollas (placas para su correcta fijación).
  5. Introducir las argollas en cada raíl a partes iguales y girar cada una hasta su completa fijación.
  6. Colocar las tapas de ambos raíles.
Bricolaje
Argollas fijadas a los raíles.
  • La grabación de esta instalación se ha realizado en las instalaciones de Tecnicaravan, calle Santo Domingo 8, Alcalá de Henares (Madrid).

Para tener una visión más gráfica de cómo es el proceso de instalación de este accesorio, os recomendamos ver el siguiente video resumen:

Seguro que os ha resultado útil e interesante este bricolaje, así que ¡enviadnos vuestros trucos para que podamos inspirarnos, aprender y compartir conocimientos!

Créditos de las imágenes: Roberto H. Vigara